¿Los huesos en BARF son seguros para las mascotas?


Parte fundamental del equilibrio de una buena y balanceada dieta Barf son los huesos, ya que contienen carne y músculo, esto permite que cubran la mayor parte de sus necesidades nutricionales por su alto contenido de proteína, grasas naturales, minerales, vitaminas, enzimas y antioxidantes.


La cocción de los huesos aumenta el riesgo de astillamiento lo que podría provocar daños graves en el intestino, por eso es importante que este poderoso componente de la dieta de tu mascota siempre esté crudo.


BARF podría incluir huesos de pollo, pavo, conejo, ternera, etc… Al ser masticados, se forma una pasta no peligrosa para tu perro.


No obstante, debes seguir algunas recomendaciones al utilizar hueso en la dieta B.A.R.F:

  • Los huesos de aves deben tener siempre carne, ya que disminuirás los riesgos provenientes de las astillas al ir con su carne correspondiente.

  • Si observas que el hueso ya no tiene carne, retíralo.

  • Si tu perro no mastica los huesos y los traga rápidamente, puede ser peligroso. Es mejor entonces que los tritures bien.

  • No des a tu perro un solo tipo de hueso con carne, varíalos.

El hueso es muy importante en la dieta BARF, ya que proporciona a tu perro fósforo, calcio y otros minerales que necesita.


Los huesos duros y grandes, como los de res, por ejemplo, se utilizan como hueso recreativo, ya que tu perro se entretendrá mucho royéndolo, beneficiándolo psicológicamente y ayudándolo a mantener en buen estado la salud de sus dientes y encías.


Fuente: Red Canina

0 vistas

Suscribite a nuestro newsletter

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now